Sonnia Criid



Siguiendo con la temática fallera en Malifaux, os invito a leer el trasfondo de la mayor piromante jamás conocida en este lado de la Brecha. Sonnia Criid es una cazadora de brujas y hechiceros sin igual, que ejecuta en un pira ardiente para purificar sus almas. Sonnia es uno de los personajes que están en juego desde el comienzo del mismo, y por tanto cuyo trasfondo ha sufrido grandes avances.

Poco a poco comienza a deslizarse hacia planteamientos más radicales, aliándose con otros hechiceros en su guerra contra los Arcanistas. Y el paso final, su última gran jugada, la dió cuando atrapó a uno de los 13 Tiranos en su interior, nada menos que Cherufe, el dios del fuego infernal y las llamas eternas. El Tirano ahora está encarcelado dentro de ella, tratando de hacerse con el control de su cuerpo, alimentándola con su poder para empujarla hasta el límite de su control. Pero por el momento la máscara rúnica la mantiene a salvo.




Sonnia tiene nada menos que cuatro miniaturas, dos en metal correspondientes a la primera edición, otra de metal de su avatar (versión exaltada) y por último la de plástico, la actual. De todas ellas hay que destacar lo buenas que son las dos últimas miniaturas en contraste con las dos primeras, que son horribles.

En juego es una banda y un master muy bueno, sin duda de los mejores de su facción. Siendo el único master del Gremio con capacidad para invocar y con una capacidad para destrozar la banda del otro en cuestión de segundos muy impresionante.



Traducción:

"Allá donde hay orden, siempre hay alguien tratando de quebrantarlo. Sonnia ha pasado su vida profesional perfeccionando el uso de su propia magia para combatir a los Arcanistas y otros usuarios de la magia ilegales, combatiendo literalmente el fuego con fuego. Muchos miembros del Gremio sienten que ella podría estar sobrepasando los límites, convirtiéndose más en una bruja que en un agente del Gremio, pero Sonnia entiende que a veces debes desprenderte de los métodos tradicionales para enfrentarse al enemigo con sus propias tácticas.


Mientras que el Gremio combate muchas amenazas de forma abierta, el trabajo de Sonnia es mucho más duro. El Sindicato de Mineros y Trabajadores del Vapor es querido en Malifaux, pero ella ha visto más allá de su fachada. Es más que un grupo pro-derechos de los trabajadores, es un sindicato totalmente criminal que debe ser detenido por cualquiera de los medios que sean necesarios. No es suficiente abrasar las instalaciones con fuego. En lugar de esto, el trabajo de la Fuerza de Operaciones de Cazadores de Brujas debe ser más sutil. Los accidentes pueden ocurrir y los conflictos deben ser maquillados, para que los líderes del MS&U (el sindicato) parezcan los instigadores. Es una guerra cuidadosa que Sonnia debe hacer, y son pocos lo suficientemente leales como para permanecer a su lado.

El mandoble rúnico de Sonnia ha acabado con más de una bruja, encantado como está para conferirle mayor poder sobre otros usuarios de la magia. Incluso cuando no lanza un golpe letal, la larga espada someterá los poderes de cualquier brujo con el más leve gesto. Sonnia no dirá dónde aprendió el arte de esta magia rúnica, pero el Gremio le ha dado libre albedrío en su persecución de la magia ilegal y la recuperación de piedras de alma."



Previous
Next Post »

4 comentarios

Click here for comentarios
Druso
admin
19 de marzo de 2016, 16:00 ×

Ésta tipa es una jefaza, me encanta su filosofía de "el fin justifica los medios" y su moral grisácea, especialmente si la comparamos con Lady Justice que tilda de blancos y negros y no es muy dada a debates morales.

Yo he leido un poco de ella de los libros de Malifaux y de Through The Breach y la verdad que da miedo. Mucho. Buen aporte Lynch.

Reply
avatar
Agustin Puig
admin
19 de marzo de 2016, 21:44 ×

Es todo en contraste en comparación con la temperamental Perdita o la fría e implacable Lady Justice. Sonnia es inteligente y mueve los hilos suavemente, es el contrapeso perfecto de Ramos.

Por lo que voy leyendo de trasfondo, se me hace muy difícil definir ningún personaje como moralmente bueno. La mayor parte son egoístas, buscan poder, venganza o justícia de una forma retorcida. Incluso aquellos, como Mei Feng, que se envuelven en la bandera de la igualdad y el progreso son en realidad auténticos psicópatas.

Reply
avatar
26 de marzo de 2016, 8:51 ×

Von Schill es todo bondad...

Reply
avatar
Agustin Puig
admin
28 de marzo de 2016, 21:12 ×

Por lo que sé de él, Von Schill al menos es honesto, no engaña a nadie. Sigue un código de honor entre mercenarios y protege a los suyos. Es más de lo que se puede decir de la mayoría de masters.

Reply
avatar
Thanks for your comment